viernes, 24 de enero de 2014

Déjenme llorar

En casa siempre me han dicho que yo no sé llorar, porque no me salen lágrimas ni al golpearme muy fuerte, todo lo contrario, grito y me río como si me hubieran hecho cosquillas. La verdad no sé por qué, imagino que será por la vergüenza o los nervios de haber hecho el ridículo con mis típicas caídas torpes.

El punto es que en casa nunca lloro pero cuando estoy con alguien (algún enamorado) lloro hasta cuando veo una película de comedia, en realidad no entiendo, es como si guardara todo lo que me entristece y solo se lo demuestre a mi pareja, felizmente siempre he salido con chicos buenos que no se han aburrido de mi llanto y han sabido consolarme con las palabras correctas.



Hoy en la mañana una tía me invitó a su casa para un desayuno por su cumpleaños y mientras caminaba utilizando atajos para llegar más rápido, comencé a disminuir la velocidad y de pronto sentí ganas de llorar, me embargó una tristeza extraña, jamás sentí algo parecido y a la vez comencé a sentir dolor en los senos, no era tan fuerte y en sí, lo que más me preocupaba era que mis lágrimas brotaran sin pedir permiso, sobre paré en un parque y tapé mis ojos, de repente a mi nariz se le dio la gana de simular un caño pero este no se podía cerrar. Quise recordar algo triste para así tener un motivo pero nada se me venía a la mente, solo lloraba por llorar, fue extraño pero al rato me calmé y llegué a casa de mi tía, como uso lentes y estoy negraza por el viaje que hice hace poco, no se me notaron los ojos rojos. 

Estando ahí sentí que el tiro de mi short se mojaba y dije OH! Volé al baño y ahí estaba la respuesta, mi periodo anunciaba su llegada. Maldita sensibilidad de mis días Plaza Vea. 





18 comentarios:

  1. Hola querida Geraldine. Todos tenemos a nuestro "llorón sensiblero" dentro de nosotros. Y se manifiesta de diferentes formas. En algunos casos por un facotr externo, en otros cuando recuerdas algo que te mueve el piso. O a veces, cuando estás un poco "sazonado" y tienes un problema, y las lágrimas brotan sin pedir permiso.

    En mi caso, te confieso que soy llorón, pero no exagerado de decir "buuuuu" a cada rato, no, para nada. Pero si me mueve una escena de una película que te sacuda por dentro. O cuando estoy con algunos problemas que agobien y los tienes encima, busco a veces un hombro amigo que no se haga paltas en soportar a ese "llorón sensiblero". En este presente caso que pones en tu post, bueno, no hace falta convocar a una comisión investigadora para dar con el motivo, "period time".

    Siempre es un placer saber de tí. Que tengas un estupendo fin de semana.

    Un abrazo muy grande para tí.

    LUCHO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querido Luchito :) Al igual que tú, me gusta recibir tus comentarios.

      Sabes, yo creía que mis tíos no tenían lado 'sensiblero', jamás los vi llorar y por eso asumí que los grandes no lloraban, hasta que conocí a Aldo y él era como tú, cada que sentía mucho estrés o frustrado por algo, me abrazaba y me pedía que lo deje llorar, ahí comprendí que las lágrimas no era solo de los jóvenes.

      Y sí, tienes razón, una vez que llegó -eso que le dices- 'period time' jeje descubrí el motivo de mi moqueada jaja.

      Abrazotes enormes y te espero pronto.

      Eliminar
  2. Una última cosa, por favor. Acabo de ver el lado derecho de tu blog, que has puesto "Sr. Lucho". Pon "Lucho" nomás, el "Sr.", guárdalo cuando cumple 60 años, que será dentro de muuuuucho tiempo.

    Un abrazote,

    LUCHO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nada que disculpar, querida Geraldine. Pídeme disculpas cuando me des un motivo, je je.

      Un abrazo muy grande para tí.

      LUCHO

      Eliminar
    2. Ok, entonces discúlpame por haberme ausentado tanto en los comentarios hacia tu blog :( Ya me estoy poniendo al día.

      Eliminar
    3. Ja Ja, entonces disculpas aceptadas. Gracias amiguita por tus comentariios que ayer cayeron en avalancha. Hoy los contesto. Un abrazote y que tengas un estupendo día. Siempre es un gustazo estar en contacto contigo.

      Eliminar
  3. Oh! no me lo esperaba jeje yo también una vez sentí de repente tanta tristeza que pensé que me iba a morir en cualquier momento por lo que corrí donde mi hermano y le pedí que me abrazara para que no me pasara nada. No estoy seguro que habrá sido, capaz un episodio de depresión pues justo salía de una operación de alto riesgo, bueno, es lo único que se me ocurre. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, lo mío era algo hormonal creo...jeje.

      Gracias por comentar Munani :)

      Eliminar
  4. dias plaza vea jajaja
    oye, yo si soy bien llorón
    lloro con cualquier película, más con películas q con cualquier otra cosa.

    ResponderEliminar
  5. Jajaja claro! Los días ROJOS xD
    Está bien que lloremos con pelis tristes, pero con comedias?? NEH!

    Gracias por comentar ;)

    ResponderEliminar
  6. jajajaja días plaza vea, eso fue genial. La vez pasada fui con mi hija a ver "no se acepta devoluciones" al cine y había una chica a mi lado que lloraba pero con lamentos. Si bien la película era triste y yo me aguanté las lágrimas como los machos sin embargo esta chica era una exageración.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo las veces que he visto esa peli, tampoco he dejado de llorar sobretodo cuando la niña muere :'(

      Eliminar
  7. Que una mujer llore, vaya y pase; pero un hombre que llora no es de fiar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja por qué?? ustedes también han llorado alguna vez, no me mientan!

      Eliminar